Techos verdes: una guía experta para hacer crecer un techo vivo

Las mujeres siempre estamos a la expectativa de las tendencias y alternativas para que nuestro hogar no solamente se vea decorado y luzca espectacular, sino también buscamos la forma de darle bienestar, en un ambiente agradable y natural. Hoy queremos dedicar este artículo para que conozcas un poco acerca sobre los techos verdes y dejarte una guía experta para que hagas crecer un techo vivo en tu hogar. No dejes de leer porque cuando ya tengas la orientación necesaria, vas a querer recurrir a un techo verde, que le dará grandes beneficios a tu hogar que ni te imaginas.

Techos verdes: una alternativa verde de decoración para tu hogar

Los techos verdes están diseñados para que puedan crecer plantas y de manera natural, el techo tenga un color verde. Son más comunes de lo que crees, gracias a los beneficios que puede traer, entre ellos engalanar cualquier casa de manera increíble, dejando atrás tanto cemento y tejas, dándole paso a un techo natural, y además puede dar un gran aporte ecológico al medio ambiente. Pero más allá de ello, la tecnología está detrás de este invento, pero siempre tenemos posibilidades de hacer las cosas nosotras mismas.

El techo verde consiste en un sistema artificial, que consiste en la adición de plantas en un cultivo, compuesto de capas con funciones como drenaje, irrigación y una barrera para las raíces. Dicho sistema, se instala en los tejados de los casas o si deseas de edificios, perfecto para una empresa que se dedique a servicios o productos ambientales. Incluso lo hemos visto en centros comerciales y otros establecimientos. El techo verde se puede instalar parcial o total y se cubre de vegetación en un cultivo apropiado, usando tecnologías que ayudan a ahorrar energía y mejorar el hábitat cumpliendo una función ecológica.

Dependiendo el techo verde que se instale, las plantas crecerán de tipo modular o en capas drenantes. Algunas características como repelente, raíces e impermeabilización, ayudarán a mantener una estructura segura. Pero para que entiendas un poco más, dejamos a continuación una guía práctica para la instalación de un techo verde, que puedes hacerlo tú misma.

Guía experta para hacer crecer un techo vivo

Google imágenes

Aunque generalmente se acude a un especialista para la instalación de este techo, puedes hacerlo tú misma, pero debes tener en cuenta los dos siguientes aspectos. Primero, que tengas en cuenta el ángulo en el que se va a instalar el techo. Por ejemplo, si deseas hacerlo en una pendiente que sea mayor a 10 grados, si debes recurrir a un experto. Y segundo, ten en cuenta el peso del techo. Generalmente el peso ideal va entre 60 y 150 kg por metro cuadrado, pero si no te sientes segura del peso del techo, es mejor que pidas una orientación profesional.

Teniendo estos conceptos claros, a continuación te dejamos los pasos para que puedas instalar techo verde en tu hogar.

Lo primero es considerar las capas del techo red entre éstas se encuentran en sustrato la vegetación y la membrana y permeable. Estas son las tres capas primordiales para iniciar la instalación del techo.

Membrana impermeable

En este paso, tendremos en cuenta la membrana impermeable. Todos los techos requieren de esta membrana y además de una capa adicional, de material impermeable, pero que sea resistente a las raíces. Lo ideal, es que se recurra a una sola hoja que va a cubrir toda la superficie. Recurre a una cubierta resistente, para estanques que tenga un grosor de 1 milímetro y que fácilmente puedes encontrar en tiendas de jardinería. Es importante fijarla con sellador convencional. Además que marques las coladeras y salidas, para que antes de colocar las otras capas del techo, puedas abrirlas.

Drenaje

El drenaje es otro paso muy importante para que el exceso de agua que pueda salir del techo. En época de invierno especialmente, este aspecto será importante. Debes abrir salidas de desagüe en el marco contenedor del techo, para que el agua salga por las canaletas. Puedes usar una capa de piedritas para evitar bloqueos y evitar que el techo se saturé, permitiendo mantener libres las salidas de desagüe.

Sustrato

El paso a seguir es el sustrato, la profundidad de este va a determinar la vegetación que en él crecerá. La profundidad promedio va de 7 a 20 centímetros. Evita usar tierra de jardín convencional, esta es muy pesada y al mojarse, produce materia orgánica muy alta, que hará que la vegetación crezca de manera indeseable. Encárgate de que el sustrato sea ligero y bajo y nutrientes. Por ejemplo, puedes mezclar composta, ladrillo molido y material inorgánico; este último en mayor proporción.

Siembra

En este paso tendremos en cuenta la siembra, que es de los pasos más agradables y emocionantes. Tú misma puedes diseñarla para que así mismo atraigas especies de plantas y animales, formando una biodiversidad local. Te va a encantar la idea de tener tu propia fauna y flora en el techo de tu casa. Por ejemplo, puedes acudir a mezclas de semillas para techos vivos o verdes, que crecen en condiciones de clima y elevación.

Finalmente todos los puntos anteriores serán claves para su mantenimiento, debes revisarlos dos veces al año, para garantizar vida al techo verde.

Total
5
Shares
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Articulo anterior

Cactus castillo de hadas: Cómo cuidarlo para que crezca sano en casa

Siguiente artículo

Cómo cuidar y cultivar un árbol de granada en una maceta

Related Posts